Celia, la más divertida y traviesa

Celia, la más divertida y traviesa

Celia es una pequeña niña rubia encantadora..

Encarnación Aragoneses de Urquijo, más conocida por su pseudónimo literario de Elena Fortún (1886-1952) fue una escritora española especializada en literatura infantil y juvenil.

Empezó a escribir para niños en 1928, en la revista Blanco y Negro, resucitando la sección de Gente menuda, ya con el seudónimo de Elena Fortún.
El 24 de junio de 1928 las historias de la niña madrileña Celia, que cuestionaba el mundo de los adultos, cuajaron entre los lectores infantiles de manera tal que la editorial Aguilar se interesó por la obra.
Así fueron viendo la luz títulos tan conocidos como “Celia, lo que dice”,”Celia en el colegio”, “Celia y sus amigos”, “Celia novelista” o “Celia madrecita”, entre otros. El último, “Celia en la revolución”, permaneció inédito hasta hace poco, cuando se editó en 1987 por la editorial Aguilar; es un borrador de 1943.
Celia Gálvez de Montalván, era una niña rubia y espigada de siete años, pertenecía a la alta burguesía madrileña, vivía en la calle Serrano con su familia, con sus papás y un hermano pequeño, de meses, al que llamaba Cuchifritín. Bajo el cuidado de una institutriz inglesa, de las monjas de su colegio y de Doña Benita, Celia se atrevía a decir en voz alta todo lo que pensaba. Por eso las niñas de su generación se sentían tan bien con ella cuando la leían, no era fácil cuestionar en voz alta,  en los años 30, el sistema impuesto por la sociedad, todas aquellas cosas que a Celia le parecían tan injustas, tales como el papel sumiso de la mujer, la educación alienante de la iglesia, o la intolerancia de los mayores.
La protagonista, Celia, fue creciendo hasta cumplir los diez años, y a los que le siguieron algunos más, hasta llegar al año 1948, en el que Celia adulta, se despide de sus lectores.
La popularidad de Celia fue enorme en los años 30 y 40, y muchos llegaron a creer en su existencia real. Según contaba Elena Fortún la gente incluso le preguntaba cómo le iba a la pequeña, que si tenía novio, o si pensaba casarse.
Celia se convirtió en el personaje más importante creado por Elena Fortún, consiguió hablar a los niños en su mismo lenguaje y hacerles cómplices de sus palabras.
Los tres primeros libros,”Celia, lo que dice”,”Celia en el colegio”y “Celia y sus amigos” fueron los elegidos por Borau para adaptar la historia a una serie televisiva de Televisión Española en 1993, año en el que Alianza Editorial comenzó también a reeditar muchos de los libros de Elena Fortún.
La serie refleja las peripecias de la niña Celia y su vida en el Madrid de los años 30. En sus divertidos capítulos podemos ver como la niña cuestiona la identidad de los Reyes Magos, se sorprende de que los mayores sean tan aburridos y sigue un código de comportamiento alejado del de los mayores pero también a gran distancia del de los niños que comparten con ella sus aventuras, junto a la de otros personajes como su hermano, cuchifritín, y la criada doña Benita.
Si queréis ver la serie completa de “Celia” de tve, pinchando el enlace os lleva a la página de TVE ¿Os acordáis de las aventuras de Celia?

6 Comentarios

  • salyperla
    20 enero, 2014 9:58 am

    Hola, ha sido muy interesante todo lo que nos has contado. Yo los libros de Celia nunca los he leído, tengo alguno de mis tíos por ahí, pero sí me acuerdo de la serie. Supongo que los niños estarían encantados con las aventuras de esta niña. Besitos.

    • LaMemoriaRevivida
      20 enero, 2014 7:17 pm

      Hola guapa!!! La serie era genial, la niña además era muy simpática y hacía muchas trastadas, sobre todo a su pobre hermanito Cuchifritín, pero si puedes leer los libros, te los recomiendo, porque hay muchas más aventuras y son muy entretenidos, y más en la época en la que se escribieron que era todo como más estricto, la niña era muy resuelta y ocurrente…Me alegro mucho que te haya gustado..Un besito gordo

  • J.P. -Akela
    14 julio, 2014 3:31 pm

    Me acuerdo de esta serie de televisión, nunca he leído a Celia. Me parece un prodigio de imaginación, no solo el personaje que ya imaginación tiene de sobra, me refiero más a la autora.

    • LaMemoriaRevivida
      14 julio, 2014 5:09 pm

      Llevas toda la razón, la imaginación de la autora era fantástica!! La niña muy traviesa pero muy divertida en un mundo muy encorsetado, ella siempre veía el lado divertido de todo…un besillo

  • charo afan
    10 agosto, 2014 5:39 pm

    Madre mía! Con lo que me llege a reír con esta serie. Mi madre decia que era como celia. Gracias

    • LaMemoriaRevivida
      12 agosto, 2014 6:07 am

      Jejeje, es que era una niña muy linda..Muy traviesa pero muy divertida…Creo que a todas nos gustaba un poco sentirnos identificada con ella con lo bien que lo pasaba "ingeniando" cosas… >Gracias por tu comentario Charo… 😉

Déjanos tu comentario